29 ago. 2013

Cara a cara, Ochoa y Corona





Por: Damián Marco

Difícil decisión, para cualquiera, escoger uno de estos dos porteros para tu equipo. Especialmente difícil si te llamas José Manuel de la Torre y lo que más te preocupa es no hacer el ridículo en las eliminatorias que te quedan. 

En esas condiciones desfavorables, Guillermo Ochoa pone ultimátum para su titularidad y se ha quedado fuera de la convocatoria de Honduras y EEUU. En números y palmarés, la cosa es así: ‘Memo’ ganó un campeonato con América, en 2005. ‘Chucho’ ganó una Copa Mx con Cruz Azul, en 2013. Guillermo tiene en su palmarés con la selección la Copa de Oro de 2009. Jesús, las medallas de oro panamericana y olímpica de 2011 y 2012 (contra Brasil). En el ámbito internacional el adelantado es Ochoa, que ganó la Concachampions en 2006 y con su experiencia en el Ajaccio, de Francia. Corona no ha jugado fuera de México ni levantado un título continental.

En el ámbito subjetivo, a modo de juicio personal, los dos tienen sus detalles. A Guillermo Ochoa se le ha visto recibir algunos goles cantados en momentos de desatención (la final contra Tecos, otra con Pachuca o ese partido eliminatorio contra Honduras, entre otros). A Jesús Corona, por su parte, se le ha visto perder la cabeza de pronto y tiene claros problemas de control de ira (el accidente en un bar, otro en la cancha a golpes).

En fin, ninguno parece ser un líder definitivo. Ambos tienen problemas y deficiencias pero sin duda, ambos son grandes porteros. Uno lo ha demostrado contra las estrellas francesas, el otro ganando la final más importante de la historia del Tri. Ambos han sido determinantes de que su equipo no salga goleado por más malo que sea éste. En cuestiones así, parece que —y se entiende— la medida para decidir la titularidad es tan simple como escoger quién te cae mejor o quién tiene mejor dinámica con el resto de los jugadores.

Ochoa ha decidido que quiere quedarse con el puesto. Da la impresión de que si Chepo tiene que escoger entre él y Corona, seguro lo hará por el segundo. Al menos él no le ha dado problemas. Esto probablemente debió haberse tratado de una manera distinta, negociando una rotación de aquí a Brasil (así comenzó su época en el Tri De la Torre). 

Pero la cabeza del Tri tampoco la tiene bien puesta. Está perdiendo control, carácter y temple. Seguramente Guillermo está apostando por un cambio en la dirección.
Pero si no, si el Chepo sigue y Guillermo no regresa por orgullo, estaremos a la espera de que Corona no se lesione porque entonces, si sucediera, el suplente indiscutibl
e detrás de ellos es Talavera y ahí sí, con su perdón, ya no es lo mismo.

No hay comentarios: