16 abr. 2014

De descensos

Por: César Torres

Hace 18 años que descendimos a manos de los Rayados del Monterrey. 

El descenso de Tigres es mayor de edad y año con año ellos nos lo recuerdan.

Y no pasa nada. 

Me acuerdo mucho que en ese Clásico contra Rayados, Sergio Verdirame prendió una volea cruzada que  Robert Dante Siboldi no pudo atajar, GOLAZO. Antes Omar Arellano (padre) había metido una diagonal que se le coló a La Bomba Ruíz Díaz y el Universitario era un volcán a las12 del día de un domingo que no se olvida.

Después, la tragedia...Luis Miguel Salvador recibe un pase de Jesús Arellano, controla afuera del área grande, controla mal, la pelota lo techa y de media vuelta prende un balón que le hace un extraño a Siboldi y se mete pegado al poste derecho. El actual Presidente del Club de Fútbol Monterrey fue el que decidió el descenso de sus rivales. Robert Dante Siboldi, un portero con menos de un gol por partido durante 38 jornadas, no pudo hacer nada. 

Ese año la mayoría del equipo se quedó, Siboldi, seleccionado uruguayo y capitán de Tigres, bajó con el equipo a Primera A, lo mismo Daniel Deeke, Chima Ruíz, Omar Arellano, Martín Félix Ubaldi, Arnulfo Tinoco, Pastor Lozano, el Flaco Murguía y además se contrató a Danilo Tosello y Nilson Essidio. Y subimos en un año. 

365 días en el infierno de la Primera A, en jugar a matar y morir porque todos los equipos querían ganarle a Tigres, pues ganarle a las figuras era vestir el triunfo, y mientras tanto Rayados festejaba nuestro descenso.

Un año y dos finales después, una contra el Atlético Mexiquense y otra contra Correcaminos de la UAT, Tigres regresó y no ha vuelto a bajar. Incluso hemos ganado un campeonato de Liga y uno de Copa en ese periodo pero sobre todo se ha ganado el amor de toda su afición, que junto con ellos bajamos y subimos y eso, eso vale mucho. A los verdaderos amigos se les conoce en la cárcel, en el hospital y en el descenso. Y Tigres y su afición son amigos de verdad.

Así qué, atlantistas, descender duele y duele mucho, pero vean esto también como una oportunidad de renovar los votos de amor por su equipo y acompañen al Potro a dónde vaya que más pronto que tarde, volverá a Primera, a dónde pertenece.

Vamos Potros.

2 comentarios:

J. F. Santoyo dijo...

Por un descenso ya se sienten los muy muy, esos de tigueres. El mismo Atlante tiene 3 (4 si contamos el del 2001, cuando se sacaron la promoción de la manga); creo que ello saben lo que es regresar.

A mí me dio mucho gusto cuando Tigres descendió, porque eso significó la salvación de mis Canarios del Atlético Morelia. Desde entonces los tigueres son uno de los equipos que menos bien me cae de México.

Por cierto, la final del invierno 96 fue contra el Atlético Hidalgo, no Mexiquense.

camisetas de futbol baratas dijo...

Gracias por compartir
Obtenga más información