6 nov. 2011

ÉCHENLE LA CULPA A VUOSSO


Los jugadores son los principales responsables. Échenlos a todos.

Sí, ok, pero ¿quién los contrató? ¿quién decidió que esos futbolistas que ahora salen por la puerta de atrás eran justo lo que el equipo necesitaba? Seguro fue el entrenador. Si no el actual, el anterior. O el pasado. O alguno de los 10 que hubo antes que él. 

¿Y quién eligió a esos entrenadores? ¿Quién se fijó en ellos? Vamos, alguien tuvo que haber levantado el teléfono para invitarlos a formar parte del equipo (ni modo que hayan llegado solos). Quizá la misma persona que después de llamarles les dijo, uno por uno, “no eras lo que esperábamos y no entiendo tu proyecto, así que haces tus maletas y te vas”. 

Ahora bien, ¿quién contrató a esa persona incompetente (por no decir pendeja) cuyas decisiones han sido desastrosas- desde la elección de jugadores hasta la vergonzosa campaña de publicidad? El dueño del equipo, al que por cierto parece importarle muy poco el futbol. 
Solo que él no está transferible, ni lo estará jamás.

A rezar americanismo. A rezar.


7 comentarios:

Ex Fan dijo...

Lo triste es que no va a pasar nada, quizá el hecho de hacer transferibles a todos los jugadores, el próximo torneo ayuda tan solo un poco a salir del hoyo al Ame, sin embargo, cuánto va a durar? si el dueño seguirá ahí sentado viendo como se hunde su equipo y sin quitar su cara de menso.
Buen Post!

loncho dijo...

Quiero aclarar que no soy americanista, pero no estoy de cuerdo para nada en lo que aquí se dice. Ni el entrenador, ni el director deportivo, ni el dueño del equipo tienen toda la culpa de que un jugador esté más preocupado por su nuevo tatuaje que por dar un buen pase. Ni de que un centro delantero no meta el balón ni de chiripa. Ni de que un defensa no brinque por un balón. Vuoso era un delantero letal con algunos campeonatos de goleo. Vicente Sánchez era de los mejores extremos del futbol. Reyna era el campeón goleador vigente (y de los pocos que le echaban huevos), Mosquera era el mejor defensa central junto con Da Silva y Verón y así varios jugadores eran, en teoría, grandes. Pero se preocupaban más por otras cosas. Hablando de la "vergonzosa" campaña de publicidad, independientemente de si la creatividad era mala o no (soy publicista y creo tener noción de eso), la idea no era tan equivocada, el problema es que el producto nunca estuvo al nivel de la oferta. Entonces, como cualquier cliente mediocre, prefirieron culpar a la campaña que al mal producto y despedir al publicista (En este caso creo que Alazraki no es culpable, a pesar de su pésima creatividad). Créanme que si el América hubiera sido grande y calificado en los primeros lugares, nadie se quejaría de la campaña. En conclusión, es fácil lavarse las manos y culpar al dueño del equipo, pero todos son responsables de la actual situación, directivos, técnicos, jugadores y hasta la afición, por seguir creyendo que el América es el mismo equipo de glorias pasadas.

Anónimo dijo...

PC: Este club tiene varios problemas, pero sin duda el más grave es haber dejado en manos de los mafiosos promotores el armado del equipo. Desde hace más o menos 20 años, el América se ha distinguido por tener pésimos directivos, muchos de ellos totalmente ignorantes en materia futbolística (sobre todo Pérez Teuffer y Bauer). Ese tipo de directivos son quienes se dejan seducir por gente como Hurtado, quien les vende bultos a precio de figurones, tanto jugadores como técnicos (verdad, Reinoso?) y por si fuera poco, el glamour y la frivolidad que rodea al equipo provoca que los buenos jugadores decaigan en su rendimiento. Antes se preocupaban de contratar hombres a quienes además se les exigía (Outes, Zelada, Brailovsky, Santos, etc.); ahora es más cómodo contratar nombres (Vuoso, Sánchez, Montenegro, Mosquera) con la ingenua idea de que al ponerse la camiseta amarilla van a ser aún mejores que en su club de procedencia. Craso error, porque esos nombres se aburguesan, contagian al resto del plantel y bloquean a los jugadores que la cantera forma. Deberían copiar el modelo del Guadalajara (superlíder) aún corriendo el riesgo de andar como el Atlas (cuyo fracaso es relativo. El ave hace mucho que no saca a un Guardado)...

Anónimo dijo...

mi unico comentario,es ,qe dejen de poner de tecnicos a ex jugadores de america ,qe es de afuerzas qe aya tenido qe ser ex jugador para poder aspirar o ser el tecnico de el eqipo.qe no abra mas gente capz. si fueron grandes jugadores en sus tiempos,ps qe bueno .aora si los van a tener de tecnicos en america ,qe primero demuestre qe pueden con el paqete. y no qe aqi vengan a formarse echando a aperder temporada trs temporada.

Anónimo dijo...

De ese 100% de transferibles va a regresar el 80% a jugar la próxima temporada. Al América, después de haber caído tan bajo, le faltan 3 ó 4 años para recuperarse de tan fuerte chingadazo. No es de una temporada a otra.

@pakolepe

p.d. no necesito decir, pero lo voy a decir, que el pedo principal son los directivos. Bola de pendejos.

Nico Clausen dijo...

Cada año la revista Forbes publica las 100 empresas más valiosas del mundo. En cualquiera de esas empresas (todas ellas públicas) el principal responsable de todo lo bueno y malo es el CEO. Si los objetivos no se cumplen, sea porque los directivos más senior no dieron el ancho o porque un simple obrero olvidó poner un tornillo en una llanta, el primero en irse es el CEO sin importar que lleve 20 años al frente de la empresa o que haya sido su dueño y fundador. Si el América tuviera accionistas, estoy seguro que al primero que habrían despedido es a Emilio Azcárraga.

Anónimo dijo...

Pues quiénsabe Nico... el "kiko" Azcárraga está tan consciente de su pendejez, que contrata a varios "ceo's" (una para cada rama de su empresa). El ceo del América es Bauer, quien hace mucho debería haberse ido, pero nadie sabe por qué ha mantenido su puesto (no hace mucho, en su momento corrieron a Cañedo White por no hacerla). Bueno, ese ceo es igual de inepto que su patroncito, entonces tiene que contratar a un equipo de asesores que le ven la cara hasta que se les antoja. Y para no llevarse todos los madrazos, también habilitan como sparring mediático a un "director deportivo", como Zague u Ordiales, que se convierten en chivos expiatorios. Ay... si supieran que Don Panchito Hernández hacía todas esas labores juntas cobrando una bicoca, dando 100 veces más resultados...