9 ago. 2011

AMÉRICA-PARAGUAY. EL PARTIDO DE LA VERGÜENZA


Por: Sebastián Corti

Cabañas fue (es?) el último ídolo americanista. En los últimos 10 años, fue la única contratación de peso, al que no le temblaron las patitas al llegar a Coapa. Le tocó (o se buscó) la mala suerte de estar en un lugar muy equivocado a la hora más complicada: la hora donde el alcohol y las drogas hacen valiente a cualquier pendejo.

Cabañas vio su carrera truncada. La mala suerte antedicha trocó en buena al salvar su vida de una manera que ni en las películas lo creeríamos.

Cabañas buscó una indemnización (discutible desde el punto de vista legal) por todos estos trágicos sucesos. Su club entró en la batalla legal.

Sin arreglo a la vista, surgió una posibilidad de acuerdo. Una vuelta del destino que hubiera asqueado al propio Maquiavelo.

El partido homenaje. La recaudación a manos de Cabañas. Una de las empresas más millonarias del mundo ha decidido que la forma  de compensar un problema legal sea la más simple: que lo pague la gente.

América, tu descaro es grande. Muy grande.

4 comentarios:

Alberto Andrade dijo...

Televisa empresa de mierda: deja de manosear a un equipo al que solo le jhas hecho daño. Si no te importa véndelo ya. pero deja de darnos pena a quienes llevamos con orgullo la camiseta del América.

Anónimo dijo...

Pfff... BRAVO!

Anónimo dijo...

Uds. perdonen, pero qué pendeja sera la gente que lo pague. Ojalá nadie se presten a esas chingaderas, que le pague su patrón!

xmonkeynutsx dijo...

jajajaja... PFFF ¡¡ #AmericayYA ¡¡