19 abr. 2010

¿Y AHORA QUIÉN PODRÁ SALVARLOS?


Primero están las telenovelas. Luego los programas de chismes sobre la vida de artistillas chafas. Siguen los noticieros amarillistas y las mesas de deportes donde todo es albur y comedia sangrona. Después los espacios de mediodía con edecanes chichonas y recetas de cocina. Enseguida los concursos donde una bola de desconocidos tiene sus cinco minutos de fama bailando, cantando o haciendo magia con artistas venidos a menos.

Y al final… al final está el América.

Lo que alguna vez fue un equipo ganador, a la buena o a la mala pero ganador al fin y al cabo, hoy es un cuadro que da vergüenza. Sin espíritu, sin figuras, sin espectáculo, sin nada de nada, las Águilas llevan varios años arrumbadas en una bodega de San Ángel. Y hasta ahora no se ve quién llegue a rescatarlas, porque entre las prioridades de Azcárraga Jean parece no figurar el club al que se jura aficionado a morir. Casi tanto, según ha declarado, como su papá.

Es fácil decirlo, pero si sus palabras fueran ciertas el América nunca habría perdido el carisma que tuvo mientras vivió el “Tigre” Azcárraga. Hay que recordar que el mandamás de Televisa era americanista desde antes de comprar al equipo, por lo cual las Águilas siempre encabezaron su agenda. En aquellos años ni Chabelo, Siempre en Domingo o Jacobo Zabludowsky eran más importantes que el América. Por eso el club “milloneta” pasó de ser un equipo más del DF, cuya afición era menor que la de Atlante o Necaxa, a convertirse en el segundo equipo más popular del país gracias no sólo a la difusión que le dio la televisora, sino a un futbol espectacular que durante años fue el sello azulcrema.

El “Tigre” contrató al directivo “Panchito” Hernández y junto con él trajo a México a Carlos Reynoso, Batata, Cornero, Outes, Zelada, Brailowsky, Bacas, Ruggeri, Santos, Edú, Toninho, Zizinho, Biyik y Kalusha, por mencionar sólo algunos. Fundó una cantera de la cual salieron figuras como “Capitán” Tena, Manzo, de los Cobos, Peláez, Hermosillo, Ortega, Luna, Blanco. Contrató entrenadores de la talla de Bielsa y Beenhaker. Le dio un estadio propio a las Águilas: el Estadio Azteca. Ganó 5 títulos de Liga y una Copa Intercontinental. Y lo más importante: sentó las bases de un americanismo que aunque vive del recuerdo no decrece y sigue a su equipo en las buenas y en las malas.

Azcárraga Jean, mucho más mediático que su padre, aparece con la camisa bien puesta en cada partido; pero eso no es suficiente. Si quiere al América tanto como lo pregona, tendrá que encontrar alguien que los saque de este agujero. Muy pronto.

7 comentarios:

San Escrin dijo...

El problema es que el Futbol es cosa de hombres.
Yo creo que por eso se le dificulta tanto al sr. azcarraga.
Saludos

Møsca Cobain dijo...

Ni el chapulin colorado uniendose a los "super amigos".











Soy americanista, no de la gran era de las aguilas, pero bien vivida por mi progenitor.
No soy tan adepto al futbol pero abajo de mi indiferencia, esta un escudo amarillo.










Saludos.












Mosca

luishdez11tv dijo...

Desafortunadamente es tanto lo que quiere abarcar el sr Azcarraga Jean que se ha olvidado de algo mucho ma simportante, el equipo de sus amores....obvio de su padre porque resulta que él no tiene la mas minima idea de lo que el americanismo fue hace varios años, en estos tiempos cualquier equipo nos falta al respeto, nos derrota en el azteca y se mofa de las derrotas que semana a semana nos marginan de la fiesta grande y lo peor es que no produce nada en lo absoluto, me refiero a fuerzas basicas, a gente que llene el azteca verdaderos seguidores azulcrema. poco a poco se esta acabando eso, creo que no hay en la actualidad persona que pueda levantar a este equipo, no por lo menos lo que resta de este 2010. Como americanista que soy los apoyo en las buenas y en las malas.....pero creo que ya me estoy hartando de que siempre sean mas malas que buenas.

Hasta la proxiam entrada!!!

http://espartanosfc.blogspot.com

FI dijo...

Qué lástima que el América tenga a un entrenador, presidente y propietario conformistas, desde el punto e vista futbolístico.

Ex fan dijo...

Pues si efectivamente el Amércia se hunde cada temporada más y no se ve cuando llegue a tocar fondo. Creo que hace mucho que dejo de ser ese Américia en el que todos los jugadores jóvenes querían estar y que tenía cientos, no sé, no le voy al América, tal vez miles de aficionados gritando en el Coloso de Santa Ursula. Hablando de equipos inconsistentes, qué comenta NEB de los 4 goles del Puebla al Cruz Azul?

Anónimo dijo...

Buen análisis. Yo también siempre he pensado que el Sr. Azcárraga Jean y los demás juniors con los que maneja Televisa no tienen ningún interés ni por el América ni por el futbol. Qué bueno que sea así porque soy Azul a morir y me encanta ver fracasar una y otra vez a los pollines.

xmonkeynutsx dijo...

Al ÁMERICA solo lo puede salvar el ÁMERICA. y ojalá sea pronto..

AMERICA Y YÁ ¡¡

cheers.