30 nov. 2009

ANALFABETISMO FUTBOLERO



Debería estar prohibido que partidos como el de Barcelona–Real Madrid y Arsenal-Chelsea se transmitan por televisión de paga. Sobretodo si queremos que el futbol mexicano esté entre los mejores del planeta. Desafortunadamente el mejor futbol del mundo se ha vuelto cosa exclusiva de ricos, tanto por los clubes que lo protagonizan como por los ojos de quienes lo miran.

En un pueblo recóndito de Sinaloa o la colonia perdida del Edomex todos conocen el nombre de Messi, pero muy pocos han visto sus gambetas. Lo mismo debe suceder con las mejores jugadas de Drogba, Cristiano Ronaldo, Torres, Adebayor, Iniesta y Defoe. De los cientos de niños que mañana serán las estrellas de nuestra liga ¿cuántos tienen la posibilidad de ver la forma en que atacan Inter y Chelsea o que defienden Juventus y Barcelona? Pocos. El 10% si bien nos va. Los demás crecerán  bajo el faro del América, Monterrey, Chivas, Cruz Azul o Pumas. Y no está mal. Vaya, son los equipos que tenemos a la mano y de vez en cuando nos dan partidos que podrían ser los de alguna liga europea. El problema es que cuando no hay punto de referencia resulta fácil comparar a Salvador Cabañas con Benzema, Ochoa con Casillas y Torrado con Marcos Senna.

Quizá por eso hace muchos años cuando Necaxa fue el mejor equipo de México, no faltaban los comentaristas que aseguraban lo siguiente: "si los Rayos jugaran en España estarían peleando el campeonato". Por suerte los partidos del Necaxa y la Liga se transmitían por televisión abierta, lo cual dejaba en  offside la afirmación anterior. Hoy quien no tiene televisión de paga es prisionero del torneo local. De vez en cuando recibe visitas conyugales en TV abierta como el Mundial, la Eurocopa y algunos partidos de la Champions. El resto del tiempo se lo reparte en partidos como Tecos-Tigres, San Luis –Jaguares o América-Indios.

Bendito Dios que estamos en tiempo de Liguilla.

______________________________________________________________________________


No hay ni a cuál irle: en la esquina derecha Televisa; en la izquierda, adivinó usted, TV Azteca. Cada uno transmitirá completa una de las semifinales. Los de San Angel la serie Toluca-Monterrey y los del Ajusco el duelo Cruz Azul-Morelia. Partidazos, no cabe duda.

Lástima de los comentaristas.  En la casa del “Perro” Bermúdez se han atiborrado de expertos que analizan la redondez de la pelota. En la de André Marín confunden la transmisión del partido con una borrachera. En las dos llenan la pantalla con cuanta publicidad quepa y no se cansan de promocionar algún estúpido “Reality Show”  o telenovela. Penosos los dos equipos de comentaristas. Un peligro para el hígado de cualquier persona. Encima los mejores comunicadores deportivos están en televisión de paga. Ya va siendo hora de que Canal 11 diga otra cosa.

4 comentarios:

Rixton dijo...

Pues sí. A los que no tenemos televisión de paga no nos queda más que ver los "juegazos" de Morelia, Cruz Azul o América, por mencionar los mejorcitos. Pero ya viene el Mundial y ahí se curan todas las penas. Por cierto, voy plenamente por TV Azteca. Televisa es y será siempre una cagada.

Moka dijo...

Pues ni en la de paga bundan buenos comentaristas o si? porque la verdad es que el programa de JoseRa es lo mismo pero versión "ardilla" jajaja tirale mierda al que se deje...ahora si que más vale hacer oídos sordos y la verdad es que a veces por más que se intente la voz del "perro Bermudez" rompe timpanos y daña unas cuantas neuronas con sus comentarios...al igual que Rixton voy más por Tv Azteca...

gorubu dijo...

Si Marquito, tienes razón. Ambas televisoras encarnan una cantidad de vicios y defectos tal, que no puedo armar una comparación lógica para describirla. Me parece que lo peor de todo es que las televisoras dueñas del balón llevan años formando aficionados tremendamente villamelones y aborregados. Alguien podrá decir: "bueno, pero eso no importa porque se reduce sólo al ámbito futbolístico". Pero creo que más bien, el aborregamiento y toxicidad de la tv empieza a inocular al televidente en su adn futbolero, y termina por pudrirle el seso por completo. Y hay para todos los gustos: quienes no tienen inclinación deportiva disponen de telenovelas, reality shows, talk shows, programas de chismes y cuanto se les ocurra para intoxicarse sabrosamente. Este negocio lo inventó Televisa, y lo perfeccionó magistralmente con los años. Pero los del Ajusco no curten mal las baquetas; además de copiarle a sus homólogos, lograron una versión aún más denigrante, un insulto a la inteligencia aún más cáustico que el invento original. Las "órdenes de arriba" son más que obvias, por lo que da pena ver a gente entendida albureándose con los convidados de piedra a las transmisiones "para amenizarlas" y que "se vendan mejor"...
Por último, les diré que el "perro" Bermúdez no confunde los partidos con una borrachera, sino que para él son la misma cosa. Al parecer necesita jalarse hasta las trancas para "soltar la lengua" ante el micrófono. De ahi que se la pase haciendo los comentarios que hace a lo largo del partido.

Francisco dijo...

Canal 11 nunca va a pasar partidos de football. La intelectualidad mexicana sigue siendo lo suficientemente snob como para creer que el football es para incultos que no saben apreciar su arte. Lo que no saben es que de su arte a mi arte prefiero...